Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» IMPORTANTE!!!... o no
Dom Abr 03, 2016 5:33 am por Alkaios

» {Cambio de botones} Afiliado élite Amaranth
Dom Dic 29, 2013 7:59 pm por Invitado

» la lame contre la rage
Mar Dic 17, 2013 1:57 pm por Arcueid

» Anime Rol [Élite]
Lun Nov 25, 2013 10:34 pm por Invitado

» soy nuevo y nose que hacer
Mar Oct 08, 2013 11:26 pm por victorsoto

» Advertencia sobre foro afiliado "Amaranth"
Vie Oct 04, 2013 5:54 am por Invitado

» the story of my life
Sáb Ago 10, 2013 7:06 pm por Ren Yame

» The Fairy Land cambio de Boton } Normal
Jue Ago 01, 2013 9:46 pm por Invitado

» Confesionario
Jue Jul 25, 2013 4:50 pm por La Hire

Administradores



Moderadores



Ubicación:
Fuyuki
Temperatura:
15º - 25º
Clima:
Cálido
Photobucket Amaranth

Night Hunter.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Night Hunter.

Mensaje por N.H. el Mar Feb 26, 2013 6:52 pm

Nombre: Night Hunter.

Edad: Al rededor de los treinta años.

Grupo: Servant.

Clase: Archer.

Origen de la Leyenda: Mitología Nórdica/ Universo Alterno (Creación original basado en la mitología Nórdica, sobre todo en la leyenda de "Fenrir, Hati y Skoll".

Divinidad: Fue bendecido por varios dioses y cuenta con la protección de Fenrir.

Alineamiento: Caotico Neutral, no se rige por las leyes del hombre, mas si por las de la naturaleza.

Descripción Psicológica: Night es prácticamente un lobo sombrio, como protegido de Fenrir y discípulo del guardabosques aprendió a moverse entre estos, a ser uno de ellos por lo que suele parecer un tipo silencioso o frió, incluso puede llegar a ser cruel o sádico pero esto no es mas que la faceta que usa a la hora de cazar o defenderse , en realidad es un tipo bastante patriarcal y sobre protector, el típico hombre que se hace responsable de aquellos bajo su cuidado, aun de sus propias acciones decidiendo arriesgar su vida o incluso sacrificarla si de esa manera puede asegurarse del bienestar de su master. Tiende a ser un líder innato y su propia independencia como Archer es exagerada llegando al punto de obedecer ante amenazas graves o el sello de comando. No es una persona pacifica, a pesar de llevar el estilo de vida del lobo de solo matar cuando hace falta hacerlo, es una persona muy agresiva que nunca da marcha atrás ante su palabra o las provocaciones. Siempre cumple lo que promete. Desde la frialdad con la que se plantea un combate o cualquier problema suele sacar un humor oscuro y sarcástico, cargado de burlas al rival o ironías filosas.
No le gusta sobre saltar entre la gente por la que suele usar ropa de la época en la que se lo invoca.
Por sobre todo esto, cabe resaltar que Night hará lo que sea por lograr su cometido, no le importa a quien tenga que pisar para proteger a su máster o ganar la guerra, partiendo de esto, puede utilizar tácticas crueles para lograr su cometido, parte de su leyenda, una parte oscura y tal vez menos conocida, lo describía como un asesino, la razón por la cual los bosques del norte se volvieron un lugar de tinieblas.

Descripción Física: Cabello negro al igual que sus ojos, tes clara pero con color (ni morena ni blanca). Altura 1,95 mt, peso 87 kilogramos. A grandes rasgos podría pasar como una persona común y corriente, aunque si uno ve con detenimiento y con mas precisión debajo de su camisa o su ropa en general, fácilmente podrá encontrar cicatrices de mordidas de lobos o cortes de algún arma. En su espalda porta con gran orgullo la marca de Fenrir, o en otras palabras, una enorme cicatriz que corre por su espalda, tres cortes diagonales hechos por las mismas garras del dios.

Spoiler:

Habilidades Innatas: Maestro de los Proyectiles, Bendición divina.
Historia:
Cuenta una leyenda solo conocida por los pueblos de un bosque sin nombre, que la familia vivía por el bosque de la antigua isla de Lyngvi, en medio del lago Ámsvartnir, una familia de leñadores, padre, madre y un pequeño de solo dos años, vivían solos, en una cabaña en medio del bosque, no necesitaban de nadie mas.
Ahí es donde empieza nuestro relato, la historia del protector de los bosques.
El padre volvía del pueblo con los ojos clavados en el extrañamente nublado y negro cielo, había ido a vender leña y volvía con víveres para toda la semana, volvía sin prisa a pesar de que el cielo no le daba buenos augurios, pero demasiado cansado para ponerse a pensar en lo que los dioses podrían estar diciendo con un cielo así. Se había detenido a descansar por unos minutos y ya se había terminado su bolsa de agua cuando a lo lejos escucho gritos, gritos de mujer. Corrió tan rápido como pudo, para encontrarse con una escena que le revolvió las tripas, aquellos bandidos, asesinos rodeando a su mujer, ¡su mujer!, desnuda y degollada tirada aun lado en el fango y su hijo llorando a metros de su madre. Fue la furia lo que lo guió en el primer segundo, a sus espaldas, con el hacha en la mano avanzo y su primer golpe fue letal al cráneo de aquel monstruo que se reía viendo su obra. El segundo el rompió el brazo al mas próximo y el tercer golpe solo fallo. Eran muchos, y si se lo hubiera pensado mejor lo hubiera notado, hubiera actuado diferente, eran muchos y el no era un guerrero, solo era un leñador, solo tenia su fuerza, solo tenia su hacha.
Si se lo piensan bien aquel final para esa batalla no tiene nada de noble, mucho menos de justo, los 5 bandidos que quedaron vivos lo miraron desangrarse y arder en rabia, por no poder vengar a su mujer, por no poder defender a su hijo, lo miraron y rieron sacando el cuchillo de su corazón para de una vez por todas, dejarlo morir.
Aquí es donde nuestro primer, mas bien dicho, nuestro segundo héroe aparece, un hombre de unos treinta años, realmente mas, casi cuarenta de barba corta pero desaliñada, cabello negro, ojos claros y una figura fuerte como alta, el guarda bosques con tres flechas bien apuntadas trajo justicia a dos de aquellos monstruos, una cuarta flecha se incrusto en la rodilla de otro que fue derribado por el sabueso del gran guardián que termino por romperle el cuello, en pocos segundos no quedaban mas que dos, "pero no por mucho", pensó este héroe que no planeaba dejarlos escapar luego de lo que habían hecho al leñador y su desafortunada familia.
Con aquellos monstruos por fin muertos se acerco, reviso a la madre, al padre y al ultimo tomo al chico en sus brazos, lo miro, el bebe había dejado de llorar, ahora lo miraba desafiante como si estuviera preparado para combatirlo si hubiera falta, el guardián solo sonrió y miro el cielo, tan negro pero entre aquellas nubes, un rayo de sol se abría paso y caía sobre ellos dos.
Ahora el niño tiene nueve años y ha vivido con el guarda bosques desde que este vengo a su familia, diariamente visita sus tumbas entre sus practicas de tiro y cacería. Desde que tiene edad para correr el guarda bosques le enseña a disparar, a pelear con sus manos si hace falta, también a rastrear y a entenderse con los animales y demás conocimientos, todos necesarios para ser un guarda bosques algún día.
El niño, aprendió a querer al tosco y frió cuidador, nunca lo llamo papa, pero tanto el como el guardián aprendieron a entenderse y ser una familia.
Ya estaba en su rato libre, explorando el bosque cuando los escucho, un grupo de hombres, nadie podía estar tan dentro del bosque, estaba prohibido, sabia que debía correr y buscar al cuidador, pero no quería ser un cobarde, por lo que cargo su arco y con sigilo se acerco para verlos mejor. Cazadores, estaban despellejando un lobo muerto y tenían un pequeño cachorro en una jaula de metal, los lobos en aquella isla son sagrados, ya que al ser descendientes directos de Fenrir y hermanos de Hati y Sköll son considerados semis-dioses. El siempre había querido a los lobos, los había encontrado fascinantes desde que su maestro le había contado la leyenda de Fenrir, Hati y Sköll.
Llevado por un instinto que no pudo dominar disparo una flecha a uno de los cazadores hiriéndolo en el brazo mientras comenzaba a correr haciendo que aquellos hombres lo persiguieran, el conocía el bosque mejor que ellos y luego de unos doscientos metros ya los había perdido y había vuelto a aquel campamento y liberado al pequeño lobo color nieve que comenzó a correr deprisa, sonrió y entonces sintió aquella porra golpeándolo en el brazo, haciéndolo caer de lado, los cazadores habían vuelto.
Un dios miraba la situación, lo miro salvar al lobo y lo miro pagar el precio de la vida que había salvado, los hombres lo golpearon, lo patearon y cuando se cansaron de apalearlo clavaron una daga en su pecho. Un dios se enfureció y aulló, su aullido hizo temblar la tierra, su aullido hizo temblar a los cazadores, lobos, lobos por todos lados, completamente rodeados de lobos, fueron devorados.
Con un destello de luz el niño estaba parado frente a un cueva de piedra plateada, entro tembloroso, sin saber que lo empujaba, sin saber por que entraba, recordando los golpes, mas no recordaba nada mas, se preguntaba si había muerto, se preguntaba si este era el mundo de la diosa Hela, avanzaba sin miedo, no tenia su arco, solo un pequeño cuchillo que el cazador le había hecho, avanzaba con el filo en la mano, sin saber que pensar, hasta que vio al pequeño lobo blanco acostado junto a su madre, se sintió aliviado, se sintió fuera de peligro y dejo caer el cuchillo antes de entrar en la gran recamara frente a el. Con la cabeza apoyada en sus patas, recostado en el interior de la cámara principal miro al niño entrar y sonrió amablemente, tan extraño es de ver al lobo feroz sonreír, el niño le sonrió y se sentó frente a el, aun todo golpeado, seguía sonriendo, aun luego de estar a punto de morir, sigue sonriendo, eso le gusto al gran lobo. Con una sonrisa lo recompenso, y su primer regalo fue darle un pelaje, una capa tal noche sin estrellas o luna, con una capucha que escondería su rostro de aquellos que no merecían verlo y luego le dijo, "Tu protegiste a ese lobo, aun con tu vida, yo te protejo a ti, con esta capa". El niño tomo la capa, sintiendo una alegría inusual, una sensación que nunca había sentido, lo recorrió al estar en presenciad del gran lobo. con felicidad se puso la paca que le llegaba a los pies, pero que pasaría cuando creciera, pregunto el pequeño asustado ante la idea de no poder usar la capa por mucho tiempo, estaba justo a su tamaño, hecha a medida, pero el lobo negó con una sonrisa, "cuando crezcas, también crecerá". El lobo entretenido ante su visita comenzó a hablar con el niño y descubrió su relación con el guarda bosques, aquel mismo hombre que durante años había protegido a los lobos y los bosques de la isla, eso lo hizo sonreír, el niño quería ser como el, mantener el equilibrio entre los hombres y los bosques, esa era una idea digna y noble. Luego de horas de charla le pregunto si ya estaba listo para volver, el niño pregunto si podía hacerlo sin perder la oportunidad de ver al gran lobo otra vez, entonces es cuando Fenrir con aquella voz áspera y vibrante le respondió por primera vez, "Nos volveremos a ver, niño".
Cuando el niño parpadeo ya no estaba en la cueva, mas bien se encontraba en el campamento de los cazadores, con dos cachorros a su lado, uno blanco y el otro negro, los acaricio antes de mirar su capa y comenzar a caminar hacia la cabaña del guarda bosque, sin notar que los cachorros lo seguían tan rápido como sus patitas se lo permitían.
Pasaron los años, el niño creció, y aquellos cachorros se volvieron sus mejores amigos, el guarda bosques siguió enseñándole, ahora también a los lobos quienes se volvieron los compañeros de su joven aprendiz.
Poco a poco fue ganando renombre como galante aprendiz del protector de los bosques, siempre dispuesto a ayudar a los pueblos que habitaban dentro de estos,
Así pasaron casi nueve años durante los cuales durante cada luna llena visito al dios lobo pero esta visita era especial, por que era su cumpleaños numero 18, y el lobo le había dicho que pensara en dos regalos.
Como tantas otras veces cruzo la caverna y ambos lobos caminaron junto a el hasta el pórtico de la cámara que solo el cruzo, del otro lado el inmenso lobo lo esperaba, como siempre sonriendo a su ya habitual visita de las lunas llenas.
El lobo le pregunto si estaba listo, si ya había elegido sus dos regalos, el asintió, ya lo había hecho, el joven entonces le pidió un arco capaz de defender el bosque y los pueblos en el, le volvió a sonreír y corto uno de sus colmillos, el más pequeño de todos, y con este hizo el cuerpo, también corto una hebra de su pelo e hizo la cuerda, luego miro a su protegido, sonrió y le dijo, "Guiá a mis lobos por todos los bosques, aprendiz del guarda bosques, cuidalos y ellos cuidaran de ti", el joven tomo el arco y sintió como su magia lo recorría, "este arco sera el tesoro de nuestra amistad, mi niño".
El lobo explico los dones de aquel arco y luego de que el niño pusiera el arco en su espalda continuo, "ahora dime cual es tu segundo deseo, y yo te lo cumpliré". El sintiéndose como un niño no supo que decir, que mas podía pedirle luego de tan magnifico pero el lobo insistió, entonces le pidió garras, para ser como los lobos y el dios volvió a sonreír, tomando entre sus fauces los guantes de cuero que traía en sus manos y en un destello de luz lunar estos ahora tenían plata y garras letales brillando con el brillo de la luna luego de soltar los guantes dijo, "Si tu deseo es ser uno con mis lobos, ni yo ni el mismo ni el maldito de Odin, podría negarse a tu propuesta". Fascinado se puso los guantes, y sintió la fuerza de los lobos corriendo por su cuerpo.
Luego del segundo regalo el gran lobo miro al joven frente a si, su mirada era casi paternal, casi de amor, el gran lobo le tenia un gran cariño. Por eso es que luego de sonreír movió su pata a un lado revelando un tercer regalo, un par de botas, con las mismas particularidades que la capa, no dijo nada, ninguno de los dos, el lobo solo le acerco las botas con su pata y luego le hizo el gesto de que se las pusiera, pero antes, que dijera su nombre y su mayor sueño, ¿su nombre... su sueño? nunca lo había pensado, en primer caso, el guarda bosque siempre lo llamo niño, aun ahora, pero nunca por un nombre, alguna vez tubo uno, pero nadie lo sabia, el lobo espero a que dijera su nombre, luego de pensarlo por unos minutos, llego a la conclusión de que tal vez tendría que darse un nombre y luego de explorar su cabeza un poco mas, llego a un nombre que le pareció ideal "Night Hunter", pero en cuanto a su sueño, eso le fue sencillo, pues su sueño había sido parte de el por toda su vida, "quiero estar ser parte de las estrellas".

La leyenda sigue años mas tarde, luego de ser reconocido como el protector de los bosques del norte, cuando el ya tenia 28 años, todos los pueblos del gran bosque ahora vivían en paz, protegidos por aquel arquero, aquel justiciero que no tendría reparo en traer equilibrio.
Las hazañas que logro antes de morir en la batalla de los mil lobos, fueron bastas, peleo a favor de Fenrir en su conflicto con su hermana Hela, diosa de los muertos, con sus flechas destruyo tantos muerto de Hel y evito que cruzaran la puerta entre Niflheim y el mundo humano, durante siete días y siete noches, el y sus lobos guardaron las puertas ante los peores horrores que la diosa enviaba por lo que luego de eso ella solo pudo volver a su palacio resintiendo al arquero y maldiciéndolo asegurando le que algún día se las pagaría.
También convenció a Hati y Skoll para que no se revelaran contra su padre, ellos luego de comprender que estaban equivocados, pidieron perdón a su padre y volvieron a su persecución eterna de Mani y Sol pero antes dejaron bendiciones sobre la cabeza de Night.
También detuvo una guerra, disparando una flecha desde la punta de un cerro hasta el campo de batalla a varios kilómetros del lugar, la flecha cayo entre ambos comandantes cuando estaban discutiendo en medio del campo de batalla y llevaba un mensaje, "A esta guerra yo me opongo". Los lideres al saber de las leyendas de aquel lugar decidieron que era mejor solucionar sus problemas pacíficamente.
Estos y otros cuentos sobre Night llegaron a los oídos del Rey de los Vikingos, quien estaba buscando un arquero lo suficientemente bueno como para acompañarlo en su cacería del antiguo Mjolnir que se rumoreaba que era guardado en algún lugar de la isla. En cuanto los Vikingos llegaron al bosque Night ya los esperaba a las afueras de este, ningún ejercito podría acercarse al bosque sin que el lo supiera.
Los Vikingos le ofrecieron oro, mujeres, castillos por conquistar, pero Night lo negó todo, ya que si los dejaba entrar, tanto los pueblos como el bosque serian arrasados, Radbart, furioso por su negativa le dio tres días, tres noches y tres horas mas de luz para cambiar de opinión antes de marcharse.
Los tres días pasaron y cuando los barcos volvieron, Night los esperaba en la costa, les dio 4 horas para volver a su reino, los vikingos se rieron y comenzaron a desembarcar. Así empezó la batalla de los mil lobos.
Night al ver que habían pasado las cuatro horas y no se habían ido lanzo una flecha y golpeando el casco de uno de los navíos abrió un hueco en este y lo hundió.
Otra Hora paso, y al ver que no se habían ido, con otra flecha hundió otro barco.
Cuando la sexta hora paso, una lluvia de flechas comenzó a caer sobre los vikingos causándoles bajas constantes.
Pero los vikingos, los mas de tres mil de Radbart, eran muchos y unos cuantos muertos no los detendrían, comenzaron a avanzar, arrasando con el bosque a su paso.
El, el nuevo guarda bosques, los espero mas adelante con sus lobos les hizo frente, sus lobos aullaron y otros mil lobos aparecieron, grandes e imponentes, rugieron.
Night lidero la carga, con su arco en la mano moviéndose tan rápido como el viento disparando flechas letales, o usando sus garras tal cual lobo detuvo a los vikingos mientras estos luchaban contra la jauría.
Los lobos eran mejores, los vikingos eran muchos, por cada tres vikingos que caían un lobo caía, el arquero luchaba y sangraba, sintió decena de espadas cortarlo, pero no se dejo detener, para cuando termino la batalla, los mil lobos habían muerto, los tres mil de Radbart también, el propio Radbart miraba al arquero, Night lloraba por cada hermano muerto y al mismo tiempo, ardía en furia, tal cual la furia de su padre al ver a su madre, Night corrió hacia el rey, comenzando a golpearlo, ya sin flechas, con sus propios puños, el vikingo no se quedaba atrás, defendiéndose y contra atacando, de tener una flecha, lo podría haber matado, pero la suerte aquel día no tenia nada que ver.
Hela desde su palacio miraba complacida acercarse el final.
Aquellos dos combatían, aunque el arquero no estaba en su punto fuerte, tan lastimado y herido, no podía hacer mas que defenderse y atacar cuando podía.
Los pueblos guiados por el ruido de la batalla llegaron al valle donde la contienda se disputo, pero no hicieron nada mas que contemplar a su protector morir, golpe a golpe.
Aquí es donde Hela intervino, apareciendo en el campo de batalla, la diosa no podía lastimar al hombre por aquella bendición que lo protegía de los dioses, pero si podía curar a su enemigo, si podía asegurarse que lo mataran, con dos movimientos de sus manos todas las heridas de Radbart desaparecieron y con otro movimiento mas este ahora tenia una daga en la mano, el arquero miro a la diosa con odio pero luego le dedico una sonrisa de paz que ella no entendió, si así es, que así sea, Radbart incrusto la daga en el pecho del arquero que mientras caía emitió un ultimo aullido tan poderoso como el del mismo Fenrir, una explosión de luz envolvió a las tres figuras del campo de batalla, una luz cegadora y plateada, que duro solo unos segundos, pero cuando la luz se disipo el milagro ya había pasado, su técnica secreta, el ultimo llanto del lobo.
Los pueblos, miraron atónitos a su héroe morir, vieron ambos cuerpos caer inertes y a la diosa llorando desaparecer.
Dicen que Fenrir aulló con tanta fuerza que el mundo tembló cuando el cuerpo del guardián, callo inerte al suelo, Hati y Skoll rugieron y gruñeron con odio por la caída de su hermano, y la propia luna y el sol se escondieron para no ser victima de la furia que los lobos sentían, todos los lobos del mundo aullaron y los pueblos del bosque lloraron de dolor.
Ahora uno puede encontrar una estatua de piedra en lo profundo del bosque, en medio de una madriguera de lobos, en una cueva desierta, pero cuenta la leyenda que si la visitas una luna llena, veras un lobo gigante aullar con fuerza y furia aun atado por aquellas correas.

Armas:

Hunter Fur:
Es un traje fabricado enteramente de la piel de Fenrir, compuesto por una capucha con una capa negra larga hasta los pies, ropas negras y holgadas. El día que el murió la capa era tan larga, que desde la capucha hasta el extremo opuesto media más que dos metros.
La piel de Fenrir es de una resistencia increíble ya que no puede ser cortada ni atravesada, protege de la naturaleza como la nieve y de las llamas normales.

Jaw:
Es un arco largo de cerca de metro y treinta de largo, color negro y de un material que a pesar de verse como acero y tener la resistencia de uno, es tan liviano y elástico como la madera aunque es filoso a lo largo de su cuerpo salvo en el lugar de la empuñadura, es su única arma principal. Las historias dicen que las flechas disparadas por este arco pueden recorrer kilómetros y golpear con una fuerza que ningún arco puede igualar.

Claws:
Son dos guantes y dos botas de cuero con protectores de plata de medio centímetro de grosor y protectores mas delgados, de solo tres milímetros como anillos en cada falange de los dedos y el pulgar terminando en garras de dos centímetros. Ni los guantes, ni las botas afectan la movilidad o su desempeño en el arco de ninguna forma.

Fangs:
Flechas creadas a lo largo de la vida de Night.
Dead: Veneno.
Creadas a partir de su encuentro en el reino de Hela, luego de luchar contra el ejercito de muertos descubrió que la sangre de estos era un potente veneno.
Efecto: 5 de daño por turno por dos turnos. Parálisis sobre la zona afectada.
Flames: Fuego.
Flechas heredadas del propio guardabosques.
Efecto: 5 de daño de fuego por 4 turnos.
Puncture: Anti Armadura.
Creadas para poder luchar contra los guerreros que atacaban las aldeas.
Efecto: Ignora la armadura, salvo NPs u objetos mágicos específicos.
Heavy Arrow: Daño.
Flechas de material más pesado, creadas para detener a presas grandes.
Efecto: Duplica el daño pero reduce el rango a la mitad.

Noble Phantasm: Los enviare por MP a quien me revise le ficha.

Extra:
Al morir por aquella daga, "La rompe bendiciones", como seria la traducción mas burda al español, destruyo la mayor parte de las bendiciones que lo protegían de los dioses y al mismo tiempo le prohibieron ser parte de las estrellas como todos los héroes pueden ser.
Para Night rastrear es algo simplemente natural pudiendo seguir rastros tan sutiles como un olor.
Debido a una herida que sufrio en una batalla suele cojear al caminar, aunque esto no afecta su velocidad ni su capacidad de caminar, solo le da un efecto "comico" a su andar.

N.H.

Mensajes Mensajes : 7

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.