Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» IMPORTANTE!!!... o no
Dom Abr 03, 2016 5:33 am por Alkaios

» {Cambio de botones} Afiliado élite Amaranth
Dom Dic 29, 2013 7:59 pm por Invitado

» la lame contre la rage
Mar Dic 17, 2013 1:57 pm por Arcueid

» Anime Rol [Élite]
Lun Nov 25, 2013 10:34 pm por Invitado

» soy nuevo y nose que hacer
Mar Oct 08, 2013 11:26 pm por victorsoto

» Advertencia sobre foro afiliado "Amaranth"
Vie Oct 04, 2013 5:54 am por Invitado

» the story of my life
Sáb Ago 10, 2013 7:06 pm por Ren Yame

» The Fairy Land cambio de Boton } Normal
Jue Ago 01, 2013 9:46 pm por Invitado

» Confesionario
Jue Jul 25, 2013 4:50 pm por La Hire

Administradores



Moderadores



Ubicación:
Fuyuki
Temperatura:
15º - 25º
Clima:
Cálido
Photobucket Amaranth

Tomitsuka Kei, Cerberus

Ir abajo

Tomitsuka Kei, Cerberus

Mensaje por Cerberus el Sáb Jun 16, 2012 7:32 pm

Nombre: Tomitsuka Kei (Cerberus).

Edad: 21 años.

Especie: Humano.

Grupo: Demonio.

Categoría: Poseído.

Lugar de nacimiento: Kioto (Japón)

Origen: Deber.

Alineamiento: Neutral Bueno (Tomitsuka Kei)/ Legal Neutro (Cerberus).

Descripción Psicológica: Kei es un joven animado, rara vez se pone de mal genio salvo que se den ciertas circunstancias, por lo general trata de ser positivo y llevar las cosas lo mejor que puede, pese a la maldición que pesa sobre él no parece lamentarse de ella y quiere verla como una posibilidad de hacer algo por los demás. Trata de llevarse bien con Cerberus y ayudarle en su deber, aunque de vez en cuando tienen sus discusiones debido a que tienen diferentes puntos de vista, lo diferente es que coinciden en bastante cosas y son capaces de mantener un equilibrio que beneficia a ambos.

Cerberus por su parte es sereno, piensa las cosas fríamente y busca siempre el máximo beneficio para cumplir su misión, de forma que, aun siendo un guardián que debe proteger a los humanos, estaría dispuesto a sacrificar a varios humanos si con ello lograse algún beneficio para su fin o evitase algún problema grave, al contrario que Kei que suele actuar pensando en los demás antes que en si mismo, esto suele ser la principal causa de sus discusiones, sin embargo Cerberus se ha acostumbrado en gran parte a Kei y se muestra permisivo con éste siempre que no olvide cual es su objetivo.

Descripción Física: Kei es un joven varón, aun teniendo ya veintiún años es bastante bajo de estatura, midiendo solo un metro sesenta y pesando alrededor de cincuenta kilos. Su rostro también se ve ligeramente infantil, aun así sus ojos y pelo de un color grisáceo metalizado evitan que parezca totalmente un niño, dándole un aspecto más maduro pese a su estatura. Sus músculos están bien desarrollados pero no en exceso, y destacan sobre todo su flexibilidad y agilidad a la hora de moverse.

Cerberus por su parte no tiene una forma fija exacta, antaño fue un terrible can demoníaco de tres cabezas, pero ahora es solo una energía oscura, que solo toma la forma de una cabeza de can de vez en cuando, y que necesita un cuerpo donde habitar para mantenerse, por lo que depende de Kei para mantenerse con vida.

Spoiler:

Historia: Kei siempre tuvo una vida tranquila, o al menos era tranquila para él. Se crío en Kioto, donde nació y creció como un chico normal. No tenía hermanos, a lo largo de su vida apenas tuvo un puñado de amigos, pero al menos eran amigos de esos con los que eres feliz y no necesitas más, ya desde joven se metía en bastantes líos, sus notas en la escuela y el instituto fueron bastante mediocres pero lo suficiente como para graduarse, y cuando le llego la edad de ir a la universidad... decidió dejar los estudios. Muchos, por no decir casi todo el mundo, pensaron que Kei había dejado los estudios porque no soportaba estudiar, lo encontraba pesado y no creía ser capaz de hacer nada, sin embargo las cosas no resultaron ser tan sencillas... la razón por la que Kei dejo los estudios no fue por ser un niño problemático, sino porque un problema había surgido ante él.

Al cumplir los dieciocho años, en el día de su cumpleaños, Kei realizo una excursión con su familia a un viejo templo de los alrededores de Kioto, y fue allí donde encontró aquello que le cambio la vida. Tras separarse de su familia y desatarse una tormenta mientras visitaba los alrededores del templo, Kei buscó un lugar donde refugiarse, encontrándolo en una pequeña cueva tras el templo. Tratando de descansar y hacer tiempo hasta que terminarse de llover, Kei se quito su empapada sudadera y la puso sobre una piedra para que se secase... más tarde se daría cuenta de que en ese momento había cometido un grave error. La piedra era en realidad un pequeño monumento, y sobre éste había un sello de papel que contenía al espíritu de un demonio que descansaba en paz desde hacia siglos... sin embargo Kei había destrozado el sello con el agua que chorreaba de su sudadera, y el demonio quedo libre.

Sin un cuerpo físico con el que mantenerse en aquel mundo, y con Kei como único recipiente a mano, el demonio se abalanzo sobre el chico, poseyéndolo durante unos instantes de confusión para ambos... no fue hasta que Cererus se percato de que no había ningún demonio que combatir a la vista que dejo de tomar posesión de la mente de Kei, devolviendole el control de su cuerpo. Tratando de evitar una situación incomoda, Cerberus calmó y explicó a Kei su situación e historia antes de que el joven saliese gritando o pudiese malentenderlo. A diferencia de los demonios que atacan a los humanos y provocan desastres, y que se encuentran sellados en los templos, Cerberus era un demonio guardián, un protector del templo que había ayudado a dar caza y captura a antiguos demonios, y a sellarlos para siempre, una vez terminado su trabajo el propio Cerberus había sido sellado en el templo para custodiar a los demonios que allí se encontraban... sin embargo Cerberus podía notar que el templo estaba totalmente desierto, y que los demonios que habían estado allí encerrados se habían escapado hacía ya mucho tiempo. Tras ser consciente del tiempo que llevaba encerrado, y de como la cultura había cambiado de forma tan radical, Cerberus se percato de que el abandono de los templos y sus cuidados eran la causa de la huida de los demonios, y de que aquella situación seguramente se repetía en todos los sellos del mundo al haber ya tan pocas personas dedicadas a contener a los espíritus malignos.

Consciente del grave problema, Kei accedió a ayudar a Cerberus. Su último año en la preparatoria estuvo lleno de problemas, la presencia de demonios le obligaba a saltarse las clases a menudo, con lo que le costó aun más aprobar, y por si fuese poco la presencia de Cerberus parecía atraer a otros demonios que habían incluso llegado a poner en peligro las vidas de otros estudiantes, sin embargo Kei y Cerberus lograron aguantar aquel año protegiéndose a si mismos y a los estudiantes, y además Kei logro graduarse por los pelos. Tras aquella agotadora experiencia, Kei decidió que no quería vivir lo mismo en la universidad, por lo que decidió prescindir de ir a ésta, soportando las quejas de su familia, y buscó trabajos que le permitieran tener un ritmo de vida diferente de forma que no tuviese tantos problemas a la hora de actuar contra los demonios que encontrase.

Han pasado tres años desde que Kei conociese a Cerberus, en ese tiempo han capturado a una gran cantidad de demonios en Kioto y sus alrededores, hasta tal punto que la zona puede considerarse totalmente segura. Ahora Kei a escuchado de extraños incidentes que tienen lugar en ciudad Fuyuki y, pese a estar tan lejos de ella, se ha decidido a ir a en persona a investigar. Tras una intensa discusión con su madre logró permiso para ir allá, de forma que se quedaría en un motel que regentaba una tía de Kei a cambio de que el chico ayudase con las tareas del motel, Kei aceptó la propuesta y viajó a ciudad Fuyuki, dispuesto a saber que males son los causantes de tantos extraños sucesos.

Místicos: No tiene.

Reliquia Demoniaca: No posee.

Poder Demoníaco:
>Encarnación del can infernal: Kei usa los poderes de Cerberus para llevar a cabo su misión. Pese a que Cerberus no posee totalmente al chico, dejandole control sobre sus acciones, cuando se encuentra en éste estado su personalidad se embrutece ligeramente, aunque Kei se a acostumbrado a controlarse en esta forma. Cuando Kei es poseído por los poderes de Cerberus adquiere las características básicas del can infernal, sus sentidos se agudizan, especialmente el olfato y el oído, sus manso y pies quedan cubiertos de una sombra que toma la forma de unas garras afiladas capaces de cortar el acero, y la misma sombra oscura cubre el cuerpo el chico, reforzando sus músculos, haciéndole más fuerte, más resistente y más ágil que un humano normal, lo suficiente al menos como para poder luchar en igualdad de condiciones con un demonio.

>Voluntad ancestral: Cerberus es un poderoso demonio con una firme voluntad por cumplir su misión de sellar o eliminar a aquellos demonios que causan la destrucción en el mundo, por lo que no es fácil doblegar su espíritu de lucha, y esto se nota incluso en las peores situaciones. Mientras Kei este poseído por Cerberus, éste obtiene una regeneración de 10PH cada turno que pasa, sin embargo solo puede curarse del daño infligido por ataques físicos, y el daño sufrido debido a la magia no puede sanar de esa forma. Esta curación acelerada otorga además una gran resistencia a Kei, por lo que es capaz de aguantar golpes que para un humano normal serían mortales, como puede ser que le atraviesen el estomago, no obstante para sanar ese tipo de heridas tan graves Kei debe descansar durante varias horas y su poder tardara un día en restaurarse totalmente aun cuando la herida haya sanado debido a todo el esfuerzo que requiere dicha curación.

Extra:
>Debido a la pequeña estatura de Kei y a su aspecto ligeramente infantil, le han confundido tantas veces con un niño que cada vez que alguien hace la más mínima mención a su estatura o apariencia, se enoja y empieza a refunfuñar.

>Aunque Cerberus a aceptado a Kei como su cuerpo y no posee su mente ni siquiera cuando combaten, eso no significan que estén de acuerdo en todo en lo que hacen. Mientras que Kei siente la necesidad de usar su poder para salvar a todo el mundo, Cerberus lo hace por ser su misión y mira al conjunto más que a los individuos, por lo que si muere una o dos personas a él realmente no le afecta con tal de lograr su objetivo.

>Mientras Cerberus no esta poseyendo totalmente a Kei, su oscura esencia se encuentra en la ropa de éste, de forma que en ocasiones se puedían ver en su chaqueta negra los colmillos de Cerberus al hablar o sus ojos examinando los alrededores. Esto le ha ocasionado a Kei más de una situación problemática cuando alguien le ha visto y no fue hasta que protesto enérgicamente por ésto que Cerberus le confió que si estaban tan cerca el uno del otro era capaz de comunicarse mentalmente, desde entonces Kei no ha vuelto a permitirle a Cerberus que se muestre en su ropa habiendo personas cerca.

>Kei nunca se ha enfrentado a un demonio sin hablar primero con él, o al menos intentarlo, ya que desde que conoció a Cerberus cree que puede encontrar más demonios que no busquen dañar a los humanos... sin embargo hasta la fecha Cerberus ha sido el único.
avatar
Cerberus

Mensajes Mensajes : 3
Edad : 27

Volver arriba Ir abajo

Re: Tomitsuka Kei, Cerberus

Mensaje por Ciel el Lun Jun 18, 2012 11:49 pm

Habilidades Demoniacas


Encarnación del can infernal:

Duración: Tres turnos continuos de efecto (5 en la noche) tras lo cual el personaje vuelve a la normalidad y necesita al menos un turno de descanso para volver a activar la habilidad.


Voluntad ancestral:

Uso: Pasivo.

Nota: Solo en efecto mientras “Encarnación del can infernal” este activada.


-Cierro, cualquier duda o queja por MP -



If there is evil in this world, it lurks in the hearts of man
avatar
Ciel
Supervisora/Ejecutor

Mensajes Mensajes : 109

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.